Posparto

Posparto

La gestación y el parto provocan importantes cambios en el cuerpo de la mujer. El tratamiento INDIBA® ACTIV para el posparto se dirige a tratar las posibles molestias que pueden sufrirse a lo largo de este proceso de recuperación. Aunque muchas mujeres se recuperan con facilidad y de forma natural, algunas pueden necesitar ayuda profesional para acelerar este proceso.

La fisioterapia, el ejercicio y el tratamiento de INDIBA® ACTIV es una combinación que ofrece resultados efectivos y rápidos en el proceso de posparto. En este momento, las molestias suelen ser frecuentes en la zona abdominal y perineal. Si existe una cicatriz de cesárea, el tratamiento de radiofrecuencia contribuye a reducir el riesgo de que la herida llegue a cerrarse formando un cordón, de aspecto duro y fibroso.

Para que la cicatriz recupere sus características elásticas originales es necesario realizar un tratamiento que favorezca la vascularización, la oxigenación y la síntesis de colágeno. Además de contribuir en este proceso regenerador, INDIBA® ACTIV disminuye el dolor y la inflamación.

Un suelo pélvico fortalecido después del parto 

Con frecuencia, después un esfuerzo tan intenso como el del parto, el suelo pélvico tiende a contraerse como reacción involuntaria al dolor, o a perder el tono debido tanto al proceso del parto en sí, como a la gran presencia de elastina en el tejido, necesaria para que la mujer pueda adaptar su anatomía al crecimiento del bebé.

La hipertonía genera molestias que se alivian mediante tratamientos que promueven la oxigenación de la musculatura perineal, la relajación de las contracturas y la nutrición de los tejidos. Precisamente, esta es la acción que consigue la tecnología de INDIBA® ACTIV cuando se acompaña del trabajo fisioterapéutico en un tratamiento de posparto.

El debilitamiento y la inflamación de la zona pélvica, junto a los posibles desequilibrios hormonales, provocan que las relaciones sexuales en el posparto algunas veces sean dolorosas. El tratamiento de INDIBA® ACTIV aumenta el metabolismo, mejora el trofismo, drena, reequilibra el tono muscular y compensa las carencias de hidratación y elasticidad de los tejidos vaginales.

INDIBA® ACTIV complementa el trabajo del fisioterapeuta y el ejercicio específico 

El trabajo fisioterapéutico establece pautas para entrenar los músculos del suelo pélvico que han podido verse afectados después de situaciones de esfuerzo, mientras que la terapia de INDIBA® ACTIV realiza una electroestimulación del tejido consiguiendo efectos que potencian los beneficios del tratamiento conjunto.

Cuando los músculos del suelo pélvico y los ligamentos periuretrales recuperan su tono y vuelven a tensarse, la incontinencia urinaria de esfuerzo (muy frecuente en el posparto) puede disminuir. En este caso, INDIBA® ACTIV regenera el tejido conectivo, implicado en dar firmeza a estos ligamentos.

En ocasiones, con la intención de ayudar a la madre y para no provocar un desgarro mayor, suele realizársele un corte controlado en el periné antes de que nazca el bebé. Esta incisión quirúrgica, llamada episotomía, puede causar dolor si la cicatriz no sana de forma correcta. Es probable que los tejidos se adhieran e impidan el deslizamiento, algo que genera molestias constantes durante el posparto como dolor en las relaciones sexuales u otro tipo de disfunciones del suelo pélvico.

INDIBA® ACTIV estimula la reorganización de las fibras de colágeno y la hidratación de forma no invasiva consiguiendo que el tejido perineal se regenere correctamente.

¿Tienes alguna duda? ¿Te gustaría saber en qué clínica podrías recibir un tratamiento de INDIBA® ACTIV? ¡Consulta nuestro mapa de clínicas registradas!